• English
    • Español
  • Todo lo que debes saber sobre las pruebas A/B

    2 noviembre, 2017

    Las pruebas A/B consisten en elaborar dos versiones de un mismo elemento y lanzarlo para ver cómo se comportan los usuarios y cuál prefieren. Se utiliza mucho para optimizar las estrategias de email marketing o para mejorar la efectividad de una landing page. También puedes usarla para detectar distintos problemas de un sitio web, por ejemplo, averiguando qué elementos ocasionan una alta tasa de rebote o por qué no se suscriben a la newsletters si es que está relacionado con elementos como el diseño, tamaño y tipo de fuentes, exceso de información, entre otros problemas.

     

    CÓMO FUNCIONA EL A/B TESTING EN LAS LANDING PAGE

    Con las pruebas A/B en las landing page puedes comprobar la efectividad, por ejemplo, un botón de unirse a la newsletter rojo y otro verde. Y gracias a las estadísticas que aporten ambas se podrá evaluar cúal funciona mejor y por qué. Puedes cambiar todo tipo de elementos:

    – Los colores, tanto del fondo como de los diferentes elementos

    – El texto o la ubicación del botón

    – El tamaño y la ubicación de las imágenes

    – La estructura del formulario de contacto, de toda la web o del email

    Sin embargo, solo puedes hacer dos versiones para que puedas compararlas correctamente e identificar de forma sencilla el error o el elemento que peor funciona. Si te dispones a modificar más de un elemento se trataría de un test multivariante, no de una prueba A/B, que es un poco más complicado.

     

    CÓMO FUNCIONAN LAS PRUEBAS A/B EN EMAIL MARKETING

    Si vas a realizar una campaña de email marketing y quieres hacer pruebas A/B para ver qué correo funcionaría mejor, tienes que crear dos correos y modificar la información o el diseño. Los principales elementos que puedes modificar en un correo son:

    – Nombre y correo del remitente

    – Asunto o título de la campaña

    – Imagen de cabecera

    – Texto

    – Imágenes

    – CTA o llamadas a la acción

    – Landing page o página de aterrizaje

    Ten en cuenta que podrás cambiar casi todos los elementos de un correo electrónico desde la versión gratuita de cualquier plataforma de servicio de email marketing, pero si lo que deseas es modificar la estructura de los contenidos, el estilo y el diseño deberás contratar la versión de pago.

     

    CONSEJOS PARA LLEVAR A CABO UNA PRUEBA A/B

     Intenta que las dos versiones tengan una diferencia bastante significativa para poder decidir con precisión lo que debes hacer.

     Antes de realizar el testing, establece los parámetros que te van a servir para medir la efectividad de las versiones– como los ratios de conversión, número de suscripciones a la newsletter–  así como el periodo de tiempo que vas a emplear en observar los datos.

     Haz todas las pruebas A/B que consideres necesarias, no te conformes con la primera aunque haya conseguido mejorar los ratios de conversión.

     No olvides distribuir también de forma aleatoria las versiones en aquellas plataformas donde estés anunciándote. Por ejemplo, si estás invirtiendo publicidad en Facebook, qué mejor vía para saber cómo podría funcionar cada una de las versiones.

     

    Share This: