• English
    • Español
  • ¿Hacia dónde va el Mobile?

    24 junio, 2017

    Es oficial, hay más móviles que personas en el mundo. El Mobile es y seguirá siendo este año uno de las preocupaciones más importantes de los anunciantes y agencias. Según el Informe Mobile en España y en el Mundo 2016 de Ditrendia, el 87% de la población posee un teléfono inteligente, lo que nos sitúa en la primera posición a nivel europeo. Además, el teléfono inteligente es el dispositivo más popular para realizar búsquedas y a través de él pasamos la mayor parte del tiempo que pasamos en el mundo online.

    Esto quiere decir que cada vez somos más adictos al teléfono: lo comprobamos una media de 150 veces al día. De media, cada español está unas 3 horas y media aproximadamente pegado a la pantalla, en cualquier situación. En el baño, en el sofá, en el trabajo, en el parque… El motivo es sencillo: la comodidad de portabilidad que ofrecen los móviles es lo que hace que el comercio electrónico en ellos esté creciendo casi tres veces más que el e-commerce tradicional.

    El creciente número de dispositivos móviles y la rapidez en el acceso a la información cambia el comportamiento del usuario e impacta directamente en los modelos de negocio de las empresas. Cada vez es más clara la apuesta por el smartphone a la hora de llevar a cabo sus estrategias, pero todavía existen muchas dudas sobre cuál es la mejor manera de rentabilizar este canal.

     

    EL MÓVIL CAMBIA EL ‘CUSTOMER JOURNEY’

    La inserción de más y más móviles influye significativamente en el comportamiento del usuario. El 82% de los usuarios utilizan sus teléfonos para buscar información sobre productos y servicios antes de realizar una compra. Esto ocurre, sobre todo, con los viajes. Antes de tomar cualquier decisión, nos gusta realizar toda una investigación sobre las opciones y los precios, además de leer comentarios u opiniones de otros usuarios. Lo que ocurre con el móvil es que ahora podemos mirar lo que vamos a comprar mientras estamos en el transporte público o a la hora de la comida. Y esto parece ir solo en aumento, por lo que habrá que barajar la posibilidad de analizar más profundamente el customer journey con el fin de saber qué acciones o qué estrategia llevar a cabo en este entorno digital.

     

    EL M-COMMERCE, UNA REALIDAD

    Esta es una tendencia casi imparable y es que se prevé que las compras a través de dispositivos móviles aumenten un 119% en tan solo cinco años. Aunque actualmente es una cuenta pendiente, tiene mucho potencial. Y es que el español no termina de confiar a la hora de realizar pagos con el móvil, sólo un 12% de la población se aventura a ello. Puedes profundizar más acerca del e-commerce y por qué aportar por él en los tiempos que corren en este otro post. Lo que está claro es que los responsables del comercio electrónico de las compañías deberán centrar sus esfuerzos en diseñar buenas estrategias de m-commerce, que complemente el plan general de ventas.

     

    USO PREDILECTO DE REDES SOCIALES

    En España, el 41% de la población usa las redes sociales desde el móvil aunque es cierto que son, sobre todo, los jóvenes los más aficionados a acceder a ellas desde sus smartphones y dedican cerca de 30 horas al mes a ello. A estas alturas, se puede decir que Facebook es móvil ya que el 70% del total de usuarios de la red solo accede a través de él, y esta tendencia parece que irá en aumento hasta alcanzar el 75% en 2018. Esto significa que estar presente en las redes sociales se vuelve cada vez más importante, y es algo que los directivos de las empresas van entendiendo poco a poco.

     

    LAS APPS, UNA FORMA DE RENTABILIZAR LA REVOLUCIÓN MOBILE

    La realidad es que nos estamos acostumbrando al uso diario de apps, y a pagar por ellos. Algo que era impensable hace unos años, ahora mismo casi la mitad de los españoles ha pagado por una app. Y más cuando algunas de ellas están orientadas a la banca online y permiten facilitar todo tipo de operaciones. Los usuarios aseguran que con las apps navegan a mayor velocidad y que, además, encuentran lo que buscan más fácilmente. Y casi el 80% indica que abandona la web en cuanto da 2 o 3 fallos. Por ello, en este entorno en el que vivimos y parece que será el del futuro, es aún más importante si cabe que los sitios web sean responsive, es decir, adaptado para móviles.

    EL MARKETING MÓVIL, EN ASCENSO

    Algo está cambiando de verdad cuando la inversión en marketing móvil ha crecido un 38% en todo el mundo. Esto se debe a que los directores de marketing finalmente consideran que sus campañas a través de los móviles son, de verdad, efectivas. Sin embargo, apuntan algunas trabas que siguen existiendo en las compañías a la hora de abordar campañas de marketing móvil: la incapacidad de la empresa para medir su efectividad, la falta de presupuesto o una errónea percepción del concepto de conversión móvil. Por ello, en España solo se invierte un 4,1% a la publicidad digital y se destina a acciones de publicidad display, y luego en buscadores. Actualmente, afrontamos uno de los mayores retos de la publicidad mobile: los Ad-blockers. Un 37% de los usuarios móviles afirman utilizar bloqueadores de anuncios para su móvil y un 42% asegura que le gustaría hacerlo.

     

    Share This: